El canto del cisne

16, abril, 2010

La traducción española de la situación griega

Filed under: Economía,Gobierno — Schwan @ 8:21 am

La situación en Grecia es tan extrema que los analistas ya dudan de que las ayudas del Fondo Monetario Internacional y de la Unión Europea puedan siquiera evitar la quiebra; de hecho, el coste de financiarse en el mercado de la deuda sigue siendo insostenible para las cuentas públicas helenas.

Hace algunos días, pude leer un artículo interesantísimo de Wolfang Münchau en el Financial Times (hay que registrarse para poder leerlo, es gratuito y merece la pena hacerlo), explicando las posibles vías de salvación para la situación griega, y recordando que la situación española es también límite. El problema es que, a pesar de todas las posibles soluciones, la previsión es que la deuda griega, así como la española, sigan aumentando en los próximos años. El toque de atención es inquietante para la situación española, porque el ratio deuda PIB español no es comparable con el de Grecia, incluso es más bajo que el alemán, pero el déficit público español dobla prácticamente al alemán y se acerca mucho al griego. No se trata, como dice Zapatero, de que nuestra deuda, en comparación con la helena, sea comparativamente baja, sino de que somos una nación sin capacidad para generar ingresos suficientes con los que amortizar nuestra deuda: casi cinco millones de parados, una economía en recesión, una clase política incapaz de tomar decisiones necesarias e impopulares y unos sindicatos irresponsables dispuestos a movilizarse únicamente para defender a Garzon.

En mi opinión personal, la aplicación de la economía keynesiana es la que ha llevado al fracaso estrepitoso y a la quiebra manifiesta de Grecia y las anunciadas de Portugal, Italia o España. Hace más de dos años, algunos (como Pizarro en el famoso debate contra Solbes) explicaba el objetivo que deberían seguir las finanzas públicas para alcanzar la recuperación económica: bajada de impuestos y reducción en todo lo posible del gasto público para poder así generar superávits. El excesivo endeudamiento sólo puede paliarse incrementando el ahorro, es decir, recortando el consumo privado y el público. Menos impuestos y menos gasto habrían permitido reducir la deuda pública y privada, colocando a nuestras sociedades en posición para volver a invertir y prosperar.

Creo que el gobierno de Zapatero no tiene toda la responsabilidad en la crisis española; pero sí tiene una gran responsabilidad. Empeñado en ganar las elecciones, negó la crisis, con lo que perdió un tiempo precioso de reacción, y ahora se ha puesto a gastar desaforadamente lo que no tiene para intentar que los efectos de la crisis no se noten. Es como si una familia se queda en paro y, automáticamente, incrementara al doble su gasto familiar. Es de locos. Habría que actuar rápidamente para flexibilizar mercados, sobre todo el laboral (creo que es el momento de hacerlo, ahora que los sindicatos están entretenidos con Garzón), habría que potenciar la formación, realizar una verdadera política de austeridad, intervenir en los bancos eficazmente para que inyecten liquidez y realizar una política real de apoyo a las empresas y al incremento de su productividad, ya que éstas son las que crean empleo.

En lugar de hacer todo eso, que generaría un gran malestar social, y que probablemente tendría como consecuencia la pérdida de las próximas elecciones, Zapatero y su orquesta están tocando el violín mientras el Titanic -nuestra España-, se hunde.

11, agosto, 2008

Una vuelta de tuerca más: la financiación autonómica

Filed under: Economía,Gobierno — Schwan @ 10:20 am

El presidente Zapatero, disfrazándose una vez más de sí mismo; dejó, antes de retirarse a las marismas del Guadalquivir, una patata caliente que sabía que no podía cumplir. Pero que había prometido en un alarde bien de estulticia o bien de irresponsabilidad.

La frivolidad política y económica ignorancia propias de Zapatero, amenazan con llevar al país un poco más lejos en el escenario de una crisis de largo anunciada. Porque ¿cómo es posible que Zapatero haya impulsado una reforma de la Ley de Estabilidad, introduciendo el componente del ciclo económico? En su absoluto desconocimiento, ha prometido no reducir las prestaciones sociales. Pero es que ésas prestaciones sociales: educación, sanidad… etc; son atendidas por las CCAA. Y, claro, ahora ha tenido que admitir que las comunidades deberán incurrir en déficit para, manteniendo su nivel de inversión, sufragar unas prestaciones sociales que Zapatero no paga, pero ha prometido.

Prometió a la Generalitat que su nueva financiación estaría lista el 9 de agosto. Y ni de lejos. Lo único que por aquí hemos oído es que Solbes no tiene ni un euro, las demás comunidades la rechazan de plano y el Tribunal Constitucional no lo tiene nada claro; a pesar de la tendencia de sus miembros y más aún de sus miembras.

Un nuevo órdago ha sido lanzado desde Barcelona: no votar favorablemente los Presupuestos del Estado de 2009 si antes no se ha solucionado el asunto de la financiación. Y es que, la renovación del Estatuto catalán ha otorgado rango de ley orgánica a la aspiración tradicional de los nacionalistas de fijar una relación de carácter bilateral entre el Estado y la Comunidad Autónoma. Y, de golpe y porrazo, Zapatero se ha encontrado con que tiene que iniciar una reforma en la financiación autonómica que sea a la vez, bilateral  con Cataluña y multilateral con el resto; dadas las competencias atribuidas al Consejo de Política Fiscal y Financiera.

Pero no hay que preocuparse por nada: ni por la crisis, ni por la financiación autonómica,  y tampoco porque no podamos llegar a fin de mes. Al fin y al cabo, Zapatero está desaparecido en Doñana, y Solbes de cañas. Transmiten confianza y esperanza en el futuro con su actitud ¿O es simple y llanamente, negligencia, apatía y abandono de sus obligaciones?

5, agosto, 2008

El peor julio en doce años

Filed under: Economía,Gobierno — Schwan @ 9:34 am

El desempleo subió en julio por cuarto mes consecutivo, situando el número de parados sólo en éste mes en 36.492 personas. Es decir, las listas del INEM ya alcanzan los 2.426.916, un 1,5% más que en junio y un 23,1% más que hace un año, el equivalente a 456.578 desempleados más; y la mayor cifra desde abril de 1998. Y esto contando con que julio es un mes donde tradicionalmente se reduce el desempleo.

Como es habitual, la peor parte de las cifras se la ha llevado Andalucía. El número de parados registrados en las Oficinas de Empleo de la comunidad a final de julio subió en 19.026 personas en relación con el mes anterior, lo que supone un incremento del 3,34%, porcentaje que duplica el aumento medio nacional, del 1,53%. El número total de desempleados se situó en 589.360, según los datos del Ministerio de Trabajo.

Pero Solbes, ése inútil que ocupa el Ministerio de Economía se ha apresurado a aclarar que donde dijo “digo” ahora dice “Diego”; que una cosa es ganar las elecciones con una sarta de mentiras y otra muy diferente cumplir ni el 1% de lo que prometió. Y como una de las promesas electorales del PSOE era la de alcanzar el pleno empleo en ésta legislatura, Solbes ayer claudicó y reconoció que la promesa electoral de Zapatero de alcanzar el pleno empleo esta legislatura era más un objetivo político, que en su opinión tiene que ser “permanente” para cualquier gobierno, que un análisis técnico.

Y yo, esta mañana, me hago una pregunta capciosa ¿a que espera Solbes para dimitir? Analicemos mi pregunta: Solbes es un tipo que ya dejó al país al borde de la quiebra en el año 1996, con más de tres millones y medio de parados y sin cumplir los requisitos de Maästrich para entrar en la moneda única. Por supuesto, en aquellos entonces, la culpa era de la crisis internacional y no podían hacer otra cosa (la misma excusa que ha utilizado doce años después); aunque la realidad es que el Gobierno de José María Aznar consiguió todo lo que Solbes no supo ni pudo hacer en menos de un año, y eso a pesar de que los sindicatos, siempre prestos a echar una mano en ayuda del país, le convocaron una huelga de funcionarios públicos.

Es de justicia reconocer que Solbes no es culpable del encarecimiento del crudo ni del pinchazo de la burbuja inmobiliaria, pero a estas alturas de la película está fuera de toda duda de que no tiene ni ideas ni propuestas para enfrentar la situación.

Solbes sí que es culpable, sin embargo, de no haber organizado la política económica de un gobierno que ha cedido a los nacionalistas cotas económicas nunca vistas. Y eso a pesar de que sabía (aunque engañara a los electores en plena campaña) que se enfrentaba a una crisis de dimensiones más que notables. ¿No hubiera sido más racional discutir el nuevo modelo de financiación autonómica cuando el panorama económico estuviera más despejado? Pero para éso había que frenar a los nacionalistas catalanes, y en ellos incluyo también al PSC de Montilla, es decir, un precio que quizá Zapatero no le dejó pagar; en cuyo caso Solbes debió presentar su dimisión.

Solbes tiene la culpa igualmente de esperar sentado y sin ninguna propuesta económica verdaderamente digna de tal nombre, a que aumente el desempleo mes a mes. Eso si, como buen socialista, parece que su prioridad es garantizar los servicios sociales y la paga del desempleo; pero no le preocupa construir una política que genere empleo o al menos, dar un puñetazo en la mesa del Consejo de Ministros, delante de Zapatero y empezar a trabajar para poner las bases de una economía productiva.

Y si Solbes no sabe, no quiere o no puede hacer ésto; está de más en el Consejo de Ministros; aunque, realmente, creo que en este Consejo de Ministros sobran todos…

27, julio, 2008

De vuelta de Méjico

Filed under: Economía,Méjico — Schwan @ 11:52 am

Acabo de regresar de pasar un tiempo precioso, en inmejorable compañía, visitando Méjico (me resisto a escribir México porque a mi me es más difícil de pronunciar. De hecho, los propios mejicanos dicen, por ejemplo, Oajaca, y nunca Oaxaca).

Cuando regresaba a España, la nación estaba dividida acerca de un tema político de trascendente importancia: la privatización de la compañía petrolífera PEMEX (en situación de quiebra técnica); privatización dictada por el Banco Mundial y recomendada por el FMI. No voy a negar que, como liberal, creo que cualquier empresa nacionalizada, por definición, es el anticipo de una ruina; y ésto se ha demostrado una vez más con PEMEX.

Escribo ésto a toda prisa cuando aún tengo sin deshacer las maletas porque, precisamente hoy, se llevará a cabo la primera parte de la Consulta Ciudadana sobre la Reforma Energética en en el Distrito Federal, Estado de México, Michoacán, Guerrero, Morelos, Tlaxcala, Baja California Sur, Veracruz, San Luis Potosí e Hidalgo. Habrá posteriores consultas los días 10 de agosto y 24 del mismo mes en los restantes estados.

Habrá dos preguntas en cada papeleta, que se pueden leer en la página oficial que se titula YO DECIDO. La formulación de las preguntas es complicada y de difícil entendimiento, así que lo que se ha dicho a la gente menos informada es que si quieren la privatización de PEMEX, se vote si a ambas.

Pero la consulta de hoy determinará en gran parte lo que ocurra en las siguientes, por someterse a referéndum en los estados más poblados y con más influencia política de todo Méjico. Poco antes de mi partida (debo confesar que desde Cancún, no desde Méjico DF), se rumoreaba que, en Puebla y Veracruz, los gobernadores, Mario Marín y Fidel Herrera estaban dando dinero a la gente para que votara a favor de la privatización de PEMEX, mientras que en Morelos, el PAN lo estaba dando para que la gente se abstuviera de ir a votar.

Después de la experiencia de Venezuela con la compañía PDVSA, y su subordinación al Estado Venezolano y su sometimiento a las directrices, planes y estrategias dictadas por el Ministerio de Energía y Petróleo bolivariano; pensé que cualquier duda en éste sentido, estaría totalmente despejada en favor de una privatización de las Compañías Petrolíferas.

Pero en Méjico se vive una diferencia fundamental con Venezuela, y es la proximidad del grande y poderoso “hermano” norteño, que se hace notar de una manera especial. A los que están a favor de la privatización de PEMEX siempre se les acusa de favorecer a EEUU, con el argumento simplista de que la reforma no favorece al pueblo, y sí a las empresas privadas que se dedican a la explotacion y refinado del petroleo, y que éstas pertenecen a la familia Bush y otras familias poderosas a las que sólo preocupan sus inversiones.

Las posiciones de los grandes partidos están tomadas: el PRD (Partido de la Revolución Democrática) en el gobierno y al que pertenece Felipe Calderón, apoya la privatización; el PRI (Partido Revolucionario Institucional), se decide por la no privatización y el PAN (Partido de Acción Nacional), de Cuauhtémoc Cárdenas tampoco ve necesaria la privatización de PEMEX.

Los partidarios de la privatización, defienden que las propuestas del gobierno para cambiar diversas leyes en materia energética no tienen como último objetivo el de privatizar la industria petrolífera, sino mejorarla. Las encuestas dicen que los ciudadanos no lo creen. El presidente Calderón ha propuesto que inversionistas privados puedan instalar refinerías en México para tratar los crudos de PEMEX; crear una Comisión del Petróleo que organice y regule el sector; darle autonomía de gestión y de presupuesto a la paraestatal; y permitir que la iniciativa privada maneje, distribuya y almacene hidrocarburos.

Los que se oponen a la privatización argumentan que la experiencia reciente con la ya privatizada TELMEX (Telefonía Mexicana), uno de los servicios de telefonía más caros del mundo en comparación con otros países, que determinó la incorporación de México al mercado mundial del comercio electrónico, con altísimos precios en transferencia de datos y conexión de banda ancha. O la también privatizada CFE (Comisión Federal de Electricidad), que sólo demostró que al dejar en manos de empresarios la generación de electricidad, entre ellos personajes oscuros como Kamel Nacif, el servicio no ha mejorado significativamente de la misma forma en que se han elevado los precios del servicio, hasta en un 120%.

Pero, en medio de este escenario, una buena noticia: por fin, después de muchos años, el país empieza a discutir un tema largamente aplazado, estratégico e importantísimo para la mayoría de los mexicanos: qué hacer con su petróleo. Deseo que el resultado, sea el que sea, procure todo lo mejor al entrañable pueblo mejicano.

Acabo la entrada con un spot del gobierno sobre la necesaria privatización de PEMEX.

Lo ocurrido en éste maravilloso tiempo en Méjico lo dejo para más adelante.

9, junio, 2008

Era cuestión de tiempo

Filed under: Economía,Gobierno,Uncategorized — Schwan @ 3:50 pm

Pues si, era cuestión de tiempo que la bomba de una gestión económica inexistente le estallara a Zapatero. Y es que, el gobierno de Zapatero, después de muchos meses paralizado, inmovilizado, ha recibido la puntilla en materia económica con la última subida del euribor.

El sector exterior está en déficit galopante, con un crudo cada vez más caro y que llegará a 150 $/barril a primeros de julio. La inversión bajo mínimos, el consumo privado que se retrae día a día y la crisis crediticia que puede resumirse en que los bancos no se fían unos de otros y tampoco dan dinero a sus clientes, ni a los de toda confianza; porque el dinero que tienen prefieren guardarlo para prevenir tensiones que ya se anuncian en un horizonte cercano.

Y es que el dinero no es solamente escaso, sino que además es muy caro, como ejemplo baste comentar que en el caso de los créditos al consumo, el precio del dinero que se está aplicando es del 10,15% (en datos de noviembre del año pasado, lo que supone que, a día de hoy, serán unos tipos mucho más altos); es decir, un tipo de interés que no se manejaba desde hace muchísimo tiempo. Y, aún más, la mayoría de los analistas piensa que es más fácil que siga subiendo bastante tiempo. Y todo este escenario empieza a pasar factura a las familias, que no pueden afrontar el pago de sus créditos y están empezando a dejar de pagar, incluso, la hipoteca con que está gravada su vivienda.

Además, el desempleo aumentando día a día, porque la crisis del ladrillo no ha hecho más que asomar. La mayoría de las casas que se están construyendo se iniciaron antes de que se dieran estas circunstancias y, en el escenario de restricción crediticia que vivimos, lo coherente es que, según vayan saliendo al mercado, pasen a engrosar el stock de viviendas sin comprador.

Finalmente, la imprevisión e inacción del gobierno ha desembocado en una huelga de transportistas, que viene a seguir la que mantiene la flota pesquera desde hace una semana. Después de meses de mirar para otro lado y de negar los problemas con la vista puesta en las elecciones de marzo, ahora intenta “como sea” (Zapatero dixit), que el conflicto no le reviente. La huelga indefinida que iniciaron anoche los transportistas puede acarrear consecuencias gravísimas a la economía nacional. No es sólo el desabastecimiento del comercio, es que las exportaciones van a caer aún más y, además, en el caso de productos perecederos, las pérdidas pueden llegar a ser más que considerables.

¿Será todo ésto suficiente para que el Gobierno haga algo o, simplemente, reconozca que estamos en una crisis económica de envergadura? Yo creo que no; pero, a pesar del optimista antropológico, ésta semana España puede quedar paralizada. No es más que el principio de un desastre anunciado.

Sin embargo, tengo que decir que Zapatero no tiene motivo alguno para cambiar su política, eso hay que reconocérselo. Y sus dos victorias electorales le avalan. Da igual que no sepa nada de economía; ha dado igual que el desastre estuviera latente, ha dado lo mismo el que unas comunidades resultaran favorecidas a expensas de otras. Si la última razón de la existencia de los partidos políticos es acceder al poder, Zapatero ha hecho pleno dos veces. ¿Para qué cambiar nada? Y así nos va y nos va a ir. Fasten your seatbelts.

8, junio, 2008

Lástima de Zapatero, que gobierna un país de antipatriotas

Filed under: Economía,Gobierno — Schwan @ 1:23 pm

Ayer, en Morata de Tajuña, tuvo lugar una reunión de varios cientos de antipatriotas (según Zapatero). Los transportistas antipatriotas han amenazado con paralizar el país porque el 90% de los transportes en carretera depende de sus servicios. Los portavoces de los transportistas aseguraron que molestarán en la carretera, que es donde más duele.

Además, los manifestantes aseguraron tener “una sorpresa preparada” para la inauguración de la Exposición Universal de Zaragoza el próximo día 14 de junio. Estos antipatriotas reivindican un mínimo de estabilidad en los precios del gasóleo; que, como mínimo, no fluctúe en períodos de seis meses. Además protestan porque se les han impuesto unos horarios que les obligan a dormir de día y trabajar de noche. También, los transportistas autónomos, piden una tarifa de obligado cumplimiento, y una norma antidumping, es decir, contra la competencia desleal.

El paro ya ha comenzado en muchos sitios, a pesar de estar convocado para la medianoche de hoy; con bloqueos de carreteras en Cádiz, Galicia, Murcia o Cataluña. Y todo ello, a pesar de las medidas razonables que Zapatero ha anunciado. Y no sólo éso, sino que los muy antipatriotas no hacen caso y a cada momento aumenta la crispación. De hecho, Manuel Núñez, presidente de la Plataforma Nacional del Transporte por Carretara se mostró convencido de que el Gobierno “sólo escuchará cuando le llegue el agua al cuello”, por lo que “no pararemos hasta que nos den nuestro sitio; moriremos con las botas puestas”. Es que no se han enterado que lo de generar tensión y dramatización era para otras fechas y que ahora “no toca”.

Pero es que Zapatero es un incomprendido. Hasta en Europa le surgen antipatriotas europeos. Incluso Trichet ha advertido de que, de seguir las tensiones inflacionistas, tendrá que subir el precio del dinero. Y es que éste hombre no se ha enterado de que no sufrimos ninguna crisis, sino una desaceleración y que en unos pocos meses (“notablemente cerca” según Solbes), el crecimiento económico será imparable y que alcanzamos en renta “per cápita” a Francia y a Alemania; y que, por supuesto, la de Italia la tenemos ya muy rebasada.

Ayer Zapatero tuvo que ponerle en su lugar y pedirle tacto y moderación. Que bastante tiene el hombre con la crisis de la construcción, el incremento del paro y de la inflación y con la semanita que se le presenta gracias a los pescadores y a los transportistas.

Y es que “el pesimismo no genera empleo” y Trichet no se entera. Ni tampoco los pescadores, ni los transportistas se enteran. Claro, que también arrasaremos en la Eurocopa según él. Y aunque pueda creerme todo lo demás; esto sí que no, que la realidad siempre acaba por imponerse.

1, junio, 2008

Otro récord mundial de la mano de Zapatero

Filed under: Economía — Schwan @ 11:06 am

Ayer, en la clausura de las Jornadas del Cincuentenario del Círculo de Economía, Zapatero anunció reformas para aliviar la “intensa desaceleración” económica que sufre España. Es notorio que, hasta hace unos meses, la economía española no atravesaba ninguna crisis, y aquéllos que tenían la osadía de denunciarla eran tildados de “antipatriotas”.

Una vez reconocida la crisis, bajo el seudónimo de “intensa desaceleración” o “ajuste fuerte”, anunció cuatro medidas que dijo tendrán aplicación en menos de un mes. Brevemente:

1.- Una reducción de un 30% de las cargas administrativas a las empresas, para reducir la burocracia, lo que, según él; puede aportar hasta un 2% del Producto Interior Bruto. Se olvidó mencionar que Rodrigo Rato, ex director del FMI, lleva tiempo pidiendo iniciativas en ése sentido, sin obtener ningún eco por parte del gobierno.

2.- Ahora, al fin, el gobierno quiere incidir sobre el sector servicios, eliminando trabas. Para ello, simplemente utilizará una directiva europea de hace varios años; que deberá contribuir a reducir el diferencial de inflación en este sector. De hecho, ésta medida lleva rondando por los despachos del Gobierno desde hace años, aunque tampoco parece que vaya a influir demasiado sobre la tendencia económica actual. Para ello, promulgará una “ley paraguas” que incorpore los principios de ésta directiva.

3.- El Gobierno quiere impulsar la competencia en el transporte ferroviario de mercancías con el objetivo que su su participación en el transporte, que ahora es del 3% del total, converja con los países más desarrollados al tiempo que se reducen los gases contaminantes. Dentro de éste paquete, incluyó la creación de la tarifa eléctrica doméstica de discriminación horaria, y una tarifa social destinada a reducir el impacto de la subida sobre los consumidores con menor capacidad. Ni idea de cómo podrá llevar a cabo ésta “tarifa social”.

4.- Finalmente, en materia de telecomunicaciones, anunció que el gobierno culminará la elaboración de la nueva normativa que dote de eficiencia el uso del espectro radioeléctrico. También se prevé reforzar las medidas para asegurar la calidad del servicio de banda ancha, y anunció que se revisará la provisión de la obligación del servicio universal ampliando su cobertura.

Pero, a pesar de todas éstas medidas que debieron haberse desempolvado hace meses (claro, que hace meses no había crisis, según Zapatero y su gobierno); la ralentización de la economía española no se está traduciendo, como era previsible, en una mejora del déficit exterior. Al contrario.

Hoy, el Banco de España ha emitido una nota informativa en la que se refleja que en el primer trimestre de este año el desequilibrio exterior ha subido de forma espectacular; hasta alcanzar el 12,1% de Producto Interior Bruto, la tasa más alta jamás alcanzada por la economía española.

Es el nivel más alto alcanzado entre los países desarrollados. Es, incluso, superior en términos relativos al que tiene EEUU, el país que tradicionalmente ha tenido mayor desequilibrio en su balanza de pagos. Este triste récord mundial viene en el peor momento, puesto que la economía española precisa de un enorme financiación foránea para compensar el desequilibrio de la balanza de pagos.

Siguen aumentando las importaciones (6,2%) y descendiendo las exportaciones (2,6%) y con un déficit energético al que no hay manera de compensar. Pero no hay que preocuparse, que después del anuncio de éstas medidas, Zapatero ha señalado en tono optimista: “el futuro se gana si el rumbo es acertado y los objetivos se comparten por la inmensa mayoría”; y ya, con éstas necedades y sandeces podemos dormir más tranquilos.

29, abril, 2008

Los 59 segundos que Zapatero descendió de los cielos a TVE

Filed under: Economía,Gobierno — Schwan @ 4:25 pm

Anoche estuve viendo la comparecencia de Zapatero en el programa 59 segundos de la Primera de TVE. No esperaba gran cosa; pero lo primero que me llamó la atención fue que, entre los entrevistadores no estaban las caras habituales: ni Germán Yanke, ni Ángel Expósito, ni Miguel Ángel Rodríguez; por citar algunos de los habituales que suelen ser más “de derechas”.

Y es que, con lo cruda que se ha puesto la cosa en materia económica, no es cuestión de ponérselo demasiado complicado al Presidente, que de eso no sabe. Me extrañó que no hubiesen llamado a Gabilondo entre los entrevistadores para apartar cualquier atisbo de independencia de la mente de los que observamos la entrevista.

Con decir que el “periodista” más independiente de la cuadrilla fue Casimiro García Abadillo, creo que cualquiera puede tener una idea del tono y el desarrollo del programa. Fue decepcionante todo él. Y lo más decepcionante fue el enfoque en las preguntas y las contestaciones que se refirieron a la crisis económica.

No voy a hacer un análisis detallado, sólo comentar que Zapatero ha vuelto a insistir en que no ve que la economía española esté en un momento de crisis, aunque ha reconocido que atraviesa por “una desaceleración económica”. Considera que “la economía española crece, pero menos, ya que venimos de una época de un fuerte crecimiento”. Desde mi punto de vista, lo grave no sólo es la situación económica española, sino la falta de conciencia del gobierno, y de Zapatero, de la verdadera situación y su falta de una política económica a largo plazo.

Y continúo con su embuste, o mostrando su más absoluta ignorancia; pronosticando una recuperación económica para la segunda mitad del año 2009, en el que espera que las tasas del Producto Interior Bruto vuelvan a crecer, y la economía española vuelva a recuperar sus tasas de crecimiento.

Realmente, estoy muy enfadada porque, aunque tardo en enojarme, creo que con éste personaje solo caben dos alternativas: o piensa que todos los españoles somos tontos, o el tonto de remate es él. Como ejemplo, valga su promesa electoral de los 400 euros. Está claro que no es una devolución como nos quiso hacer creer, sino menos importe de retención del ejercicio actual; con lo cual habremos de liquidarlo al hacer la renta el próximo año. Es decir, te presto 400 €, que te doy a plazos y ya me los devolverás. Pues con esta estupidez se ha llevado unos cuantos votos en las pasadas elecciones, lo que parece corroborar que cree que todos somos tontos. Y la verdad es que se lo ponemos muy fácil.

18, marzo, 2008

¿Qué crisis?

Filed under: Economía — Schwan @ 9:27 am

Hace unos días, en plena campaña electoral, Zapatero nos decía que no había ninguna crisis en el sector financiero y que las dificultades de nuestra economía venían “de fuera”. Sin embargo, la realidad es tozuda y no está por la labor de darle la razón.

El FMI y la OCDE admiten que existe crisis, que es más seria de lo previsto; y que la situación empeora día a día. Espero que Zapatero, de merecido descanso por Doñana después de una agotadora campaña electoral; vuelva con renovado ímpetu a afrontar la que se nos viene. En éstos meses electorales, en que la tónica del gobierno y del candidato a la reelección ha sido negar o minimizar la crisis, las grandes economías mundiales han comenzado a adoptar medidas de previsión para recibir el impacto.

Desde que se inició la crisis de las hipotecas subprime en Estados Unidos, se han ido produciendo en los mercados mundiales altibajos con más o menos periodicidad; pero la crisis financiera de importantes bancos y la quiebra de uno de los más grandes en la pasada semana (Bear Stearns), produjeron un notable agravamiento, con gran impacto en todo el mundo. ¿Hay quien crea que la economía española permanecerá inmune a estas sacudidas? Es imprescindible y necesario comenzar a adoptar medidas preventivas de ahorro real de recursos, de reducción del consumo y de protección de nuestros sistemas productivos.

Ayer, el pánico en las bolsas y en el sector financiero europeo fue más que evidente. Pero aquí seguimos descansando y cambiando la estructura del gobierno para hacerlo “lo más funcional posible”. Y yo, que creo que como se hace más funcional es trabajando… pero, cosas mías seguramente, que vengo de una generación en que nos decían que, cuando algo no iba bien, había que trabajar para mejorarlo.

Y es que, sin tocar el tema de la crisis económica mundial, que Bush sí ha reconocido y ya está actuando sobre ella; a este lado del Atlántico la realidad es que los impagos en el comercio tocan techo en plena caída del consumo privado. Que la tormenta financiera ha determinado también un estancamiento del espíritu empresarial y la creación de sociedades cayó un 21,29% en enero, hasta las 11.719; mientras que el número de sociedades disueltas aumentó un 42,5%, hasta las 2.484, según el INE.

El cambio de ciclo está en proceso y la economía suma muchos más síntomas de agotamiento. Por ejemplo, en diciembre, el volumen de ventas de los establecimientos minoristas cayó por primera vez en plena campaña navideña. En enero, a pesar de las rebajas, España sufrió el mayor retroceso del consumo de toda Europa (2,4%), según datos de Eurostat.Y la morosidad de las hipotecas creció un 46,5% en 2007.

Pero no pasa nada. Seguimos de vacaciones, descansando. Y sin Presupuestos siquiera, porque el “optimismo antropológico” de Zapatero ha dejado de tener cabida en los Presupuestos del Estado. Fueron realizados basándose en unas previsiones de crecimiento que distan hasta en un punto de las previsiones de los expertos, y en unos precios del petróleo y del euro que nada tienen que ver con la realidad de los mercados; o sea que las previsiones de Solbes han caducado ya por el impacto de la crisis económica.

Pero, las recomendaciones de nuestro gobierno, una vez investido Zapatero y más funcional que nunca, ¿cuales serán? Mucho me temo que nuestro presidente siga creyendo que para dirigir la economía bastan palabras bonitas. Decir que España “no es inmune” a la crisis actual, y que es el país “está mejor preparado que el resto” para afrontarla, no constituye ninguna medida económica. Y repetir que “estamos en una buena situación, en una situación de fortaleza económica y ante las turbulencias vamos en un barco seguro”, no va a solucionar la inflación, ni la crisis en el sector inmobiliario, la huida de inversores extranjeros ni la falta de productividad.

Dirigir la política económica de un país consiste en otra cosa. Quizá está ampliando conocimientos, más allá de sus dos tardes de economía, en Doñana.

22, febrero, 2008

¿Que debate?

Filed under: Economía,Elecciones — Schwan @ 8:18 am

Me gusta la economía, y me gusta leer todo lo que cae en mis manos sobre la materia. Me gusta seguir la actualidad económica a diario y pensaba que el debate entre Pizarro y Solbes me iba a enganchar. Pues me aburrí, me aburrí soberanamente y hasta tuve sueño en algunos momentos.

Creí que Antena 3 había anunciado un debate, es decir, una confrontación de opiniones diferentes, una contienda de ideas. Pero me equivoqué. Asistí a una sucesión de monólogos, tan sólo alterada en el momento en que se referían al Fondo de Pensiones en que el vicepresidente del Gobierno acusó a Pizarro de estar a favor de privatizar el sistema de pensiones.

El “debate” transcurrió en un intercambio de cifras macroeconómicas que Solbes ilustró con algún gráfico. Solbes manejó mejor las cifras, adoptó un tono que transmitía tanta confianza como aburrimiento. El vicepresidente, incluso, apareció con un ojo cerrado y, a pesar de ello, transmitió seriedad, abogó por las políticas sociales e insistió en que “la herencia que dejamos es mucho mejor que la recibimos” y culpó al PP de estar invitando a la crisis con su dramatismo en temas económicos.

Pizarro no estuvo agresivo; y, desde mi punto de vista, estuvo brillante cuando defendió que son los españoles los que pagan las pensiones y es el empleo el que garantiza el sistema. Insistió en que, con un crecimiento del 3,8%, no se está generando empleo y aseguró que por debajo del 3%, habrá problemas de subsistencia de todos los sistemas de protección social. Quizá anoche mostró lagunas en el arte de la confrontación política cara a cara; pero es que esto no se aprende en un mes.

Estoy temiendo que los debates acordados entre Rajoy y Zapatero estarán pactados en el mismo sentido. Y así es seguro que nadie los va a ver. Yo, que me quejaba no hace tanto de que Antena 3 o Tele5 no los emitieran; después de ver el de ayer, estoy convencida de que ese día el share de ésas dos cadenas va a aumentar espectacularmente a la hora del debate. ¿Aprenderán en el PP la lección? ¿O es que la intención última es que durmamos mejor la noche de los debates?

Página siguiente »

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.